Tips para generar contenido único y diferenciado en las redes sociales

Published by Katia Sánchez Martínez on

crear contenidos únicos

Siempre ha sido vital tener una buena estrategia de contenido (y mejor si es contenido único) en las redes sociales y el resto de canales de comunicación online. Las organizaciones, sin embargo, aún no parecen tenerlo tan claro. Por estos días, la pandemia del coronavirus ha girado al mundo patas arriba y ha traído consigo una necesaria revitalización del contenido de las marcas para su subsistencia.

Posicionar nuestras marcas y organizaciones en tiempos de crisis, aunque no estemos funcionando del todo ni ofreciendo servicios ahora mismo, es imprescindible. El contenido que seamos capaces de crear será nuestro mejor recurso.

¿Por qué generar contenidos ahora?

Simple, porque nadie nos recordará cuando haya pasado todo esto si nos mantenemos al margen, o porque otra marca puede ocupar el espacio que hoy cedamos. También, porque si seguimos diciendo lo mismo nos perderemos entre todo el ruido y la sobreinformación que abunda en estos días en las redes.

La manera de evitarlo es generar contenido único, contenido que nos diferencie, contenido que solo nuestra marca sea capaz de publicar. Estos son tiempos de posicionamiento.

¿Qué necesita tu marca para generar contenido único?

Decir que hay que crear contenido único parece fácil, pero es justamente una de las mayores problemáticas para las marcas en social media. Casi nunca somos capaces de diferenciarnos y muchas veces solo nos dedicamos a imitar lo que hacen nuestros competidores u organizaciones del entorno.

Para salir de este bucle, que ahora mismo solo nos hundirá en el olvido dentro de las redes sociales, te traigo 6 tips increíbles para hacer contenido que solo tu marca sea capaz de ofrecer:

– Convierte tus diferencias en ventajas competitivas

Conocer las características de tu marca es el primer paso. Haz una matriz DAFO para delimitar tus puntos fuertes y débiles, las ventajas y desventajas de tu entorno, y cómo actuar ante ellos. Destaca aquellas cualidades que te identifican.

No obstante, ten en cuenta que no todas las diferencias son fortalezas. Para convertirlas en ventajas competitivas, necesitan: ubicarnos por encima de nuestros competidores, ser complicadas de imitar, y obtener, a través de ellas, mejores resultados (en ventas, clientes, etc.)

– Descubre cómo puedes aportar valor

Tu marca se especializa en un sector determinado. Por tanto, puedes crear piezas de contenido que ayuden a tus diferentes públicos mientras no estás de forma física. La pregunta que debes hacerte para esto es “¿qué necesita mi audiencia y cómo puedo ayudarla?”.

Muchas marcas están en contra de dar a conocer su know how. Para ellas, decir la manera en la que hacen su trabajo puede significar que luego no las necesiten. Nada más alejado de la realidad.

En primer lugar, porque harás crecer tu comunidad si comienzas a aportarle un valor que antes no. En segundo, porque en Internet hay muchísimo contenido sobre cómo hacer algo y hay mil formas de aprender. Quien quiera hacerlo, lo hará con o sin ti, así que plantéate, al menos, ofrecer formas básicas de ayudarles. En tercer lugar (y esto es muy importante), compartir conocimientos te puede convertir en un referente en tu área.

– Construye en colectivo

Hoy más que siempre son tiempos de trabajar en conjunto. Estamos física, pero no socialmente distanciados. Nos conecta la solidaridad y nos une el sentimiento de salir juntos de esta pandemia que nos ha puesto la vida difícil.

Por eso, es el mejor momento para crear relatos junto a tu audiencia. Involúcrala en el proceso de creación de contenidos. Pregúntale qué quiere, hazla protagonista de tu marca, convierte a los públicos en el centro de tu estrategia en redes sociales. Invítales a también producir contenidos relacionados con tu servicio o producto. “Todo el mundo cuenta” debería ser nuestro lema.

– Apela a la creatividad

Aplaudir a los médicos cada día durante la pandemia es una propuesta creativa que ha emocionado al mundo. La hemos adaptado en apartamentos, balcones, a través de videos en los móviles e, incluso, solos desde nuestro cuarto. Pero la idea tiene un sentido para cada persona que aplaude a diario no importa dónde.

La creatividad no surge del aire. Para serlo, necesitamos explorar todas las ideas posibles de otras marcas (incluso de aquellas que se alejan de nuestro sector). Las ideas nos ayudarán a encontrar variantes propias que nos hagan salir de lo que siempre hacemos, o de lo que siempre hacen los demás.

Ser creativos en las redes sociales implica tener en cuenta el diseño, la fotografía, el entretenimiento. No es solo mostrar lo que haces, es mostrarlo de manera irresistible. Es ofrecer, con tu marca, una verdadera experiencia a tus usuarios.

– Sé impredecible y sorprende

Si supiéramos exactamente lo que vamos a encontrar en cada red social al entrar, no estaríamos tanto tiempo en ellas. En las redes los usuarios nos reímos, lloramos, compartimos historias y vivencias, apoyamos causas, disfrutamos lo que otros suben. Una marca aburrida, que siempre diga lo mismo (y de la misma manera), tiene pocas oportunidades de ser vista y, especialmente, elegida.

Si piensas primero en lo que tus públicos quieren antes que en lo que te interesa decir, tienes el 50% de este punto a tu favor. Algunas marcas, desde la Responsabilidad Social, tan necesaria en estos tiempos de coronavirus, han logrado sorprender para bien a sus usuarios.

Otras marcas hacen regalos a sus usuarios (como nosotros en La Penúltima Casa), algunas crean alianzas y contenidos de colaboración, utilizan formatos multimedia diferentes, lanzan campañas con celebridades… las opciones son infinitas cuando de sorprender positivamente a tu audiencia se trata.

– Inspira

Las marcas que inspiran siempre lo hacen de forma única. Y, por lo general, aunque venden mucho, sus contenidos con intención explícita de venta constituyen la minoría. Para inspirar necesitas generar emociones antes que argumentos racionales. El contenido en las redes sociales es una de las mejores formas de lograr estas emociones en tus públicos.

Ahora bien, la comunicación no está para tapar o aparentar valores que tu organización no tiene. La comunicación es acción y, por tanto, antes de comunicar un buen ejemplo, hay que serlo. Una marca preocupada por su entorno y la sociedad, que ayude a sus públicos a conectar con sus metas y que se proponga retos, definitivamente servirá de inspiración a muchas personas.

Conclusiones

Sácale partido a los canales de comunicación online ahora que es tiempo de reinventarse. Poner en pausa nuestra organización o marca no es razón para dejar de trabajar. Por el contrario, es una oportunidad de plantear estrategias novedosas para estar en contacto con nuestros públicos.

El contenido de buena calidad en social media es de nuestros mejores aliados ahora mismo. Si antes no tenías espacio para dedicarte a ello, ahora podrás pensar y poner en práctica formas de crear contenido único que diferencie a tu marca de competidores y similares.

En definitiva, para eso estamos en las redes sociales. Y es, además, la mejor manera de crecer y posicionarnos en el espacio online (con su clara repercusión en el mundo físico).

De ti depende si tu organización sale ignorada de esta crisis, o completamente fortalecida y renovada. 


Katia Sánchez Martínez

Comenzó a estudiar Comunicación Social sin saber qué era y se graduó creyendo que podía conquistar el mundo -o al menos Cuba- con su carrera. Su servicio social se dividió entre un ministerio y, posteriormente, un medio de comunicación. Siempre enfocada en la comunicación digital y online. Ideó este blog porque cree de verdad en el desarrollo de su profesión en Cuba. Lo que más le gusta en el mundo es estudiar materias que no necesita, como el idioma coreano.

1 Comment

Magda Moreno · marzo 31, 2020 at 3:04 pm

Muy bien Katia. Creo que los tops son acertados. En esta época es muy importante utilizar este tiempo fuera para analizar nuestras estrategias, rehacer algunos aspectos que ya no son tan efectivos, revisar la pertinencia de nuestros planes para enfrentar crisis, verificar que ciertamente nuestrao sistema es capaz de funcion2ar en automático, aprovechar para medir el impacto de las capacitaciones que hicimos a nuestra red de colaboradores, actualizarnos en materias afines .. En fin. Mucho que perfeccionar. Tiempo de calidad y de nuevas maneras. Y por supuesto, como muy bien has señalado estos últimos días, afinar nuestro trabajo en la Responsabilidad Social.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *